DISEÑO WEB

El diseño Web es una rama del diseño gráfico orientada a la planificación, desarrollo y modificación de todo el entorno de Internet y especialmente de sitios Web. Al igual que en el diseño gráfico, en el diseño Web se trabaja transformando las ideas del cliente en objetos gráficos; es por eso que se hace absolutamente necesaria la participación activa de éste. Conocer las cuestiones básicas de esta actividad le dará a usted la posibilidad de intervenir en su diseño de forma informada y lograr así mejores resultados. No es posible armar un sitio sin indicaciones precisas acerca de qué es lo que se desea. En otras palabras, si usted no le indica claramente al diseñador qué es lo que tiene que hacer en tanto concepto, él no podrá hacer un desarrollo adecuado del proyecto.

El diseñador Web trabaja junto a usted buscando la mejor manera de transmitir el mensaje deseado manteniendo, también, la funcionalidad del sitio. Por ejemplo, muchas veces los clientes tienen su primera cita con el diseñador y le piden un sitio lleno de animaciones. A esto el diseñador puede proponer algo más sobrio no sólo para mejorar la imagen que el sitio pudiera dar de la empresa sino porque algunos de los requisitos serían contraproducentes con el proyecto o prejudiciales en la relación costo-beneficio en cuestiones de navegación. Éste es uno de los tantos ejemplos posibles en los que el diseñador propone una modificación de la idea inicial no por causas estrictamente estéticas sino más bien operativas. Recordemos que la tarea de los diseñadores es encontrar el punto de equilibrio entre la belleza estética y la funcionalidad del objeto creado.

Pero para entender mejor de qué se trata el diseño Web veamos las características principales de su objeto de trabajo, el sitio Web.

Interactividad: ésta es la característica diferencial de los sitios de Internet. Todo diseño transmite un mensaje desde la empresa hacia el público, pero sólo el sitio Web permite una respuesta. Por ejemplo, un volante que usted recibe en la calle tiene determinada información sobre la empresa y presenta un diseño que genera determinadas emociones en el receptor. Usted puede leer el volante e informarse sobre lo que éste comunica pero sólo eso. En cambio, al entrar a un sitio Web corporativo usted se informa y se relaciona con el diseño que éste presenta y tiene la posibilidad de comunicarse directamente con la empresa para hacer un cometario, una pregunta, una crítica, etc. La gente responsable del sitio de la compañía recibirá inmediatamente su mensaje y podrá responderlo por la misma vía. De esta manera se instaura la interacción entre el visitante y la empresa. Esta comunicación tiene dos beneficios muy importantes: el primero consiste en que el público se sentirá más cercano a la compañía inclinándose a comprar lo que ésta ofrece; el segundo consiste en la acumulación de datos e información sobre los clientes: sus gustos, opiniones, preguntas, quejas, etc. Toda esta información será de suma utilidad al experto en mercadeo que la compañía contrate para llevar adelante una campaña de marketing. El conocimiento que estos datos proporcionen acerca del público consumidor es invaluable y difícil de conseguir por otros medios. Este tipo de interacción será llamada "usuario-empresa".

Pero existe otro tipo de interacción aún, la llamada "usuario-sitio". En este caso, no hay más intervención humana que la del usuario: éste interactúa con el sitio en sí mismo y no con un trabajador de la compañía. El visitante ingresa al sitio y se encuentra con muchas posibilidades de información: elige las que quiere. Esto es de suma importancia porque aquí radica el éxito de esta interacción. El usuario no se ve invadido por la información sino que elige qué quiere conocer y qué no. De esta forma, no hay un sentimiento de invasión sino que la información es adoptada con agrado. La capacidad flexible e interactiva del sitio permite una correcta información del usuario sumándose un sentimiento de agrado por recibirla.

Oficina virtual: el sitio Web de una empresa es en los días que corren el lugar al que las personas acuden para relacionarse con ella. Anteriormente, era el edificio corporativo el sitio indicado para acercarse a la empresa, pero eso dejó de ser así desde que las comunidades se han expandido a niveles inconmensurables y las compañías han migrado y se han establecido en miles de locaciones a la vez. Es decir, en mercado actual apenas permite distinguir claramente dónde termina una empresa y dónde comienza otra: el mercado está atiborrado de ofertas y no se encuentra un punto de referencia material como ser un edificio o unas oficinas de atención al cliente eficientes. Es el sitio Web el lugar donde las personas acuden a conocer a la empresa, a conocer sus ofertas, a plantear sus inquietudes, etc. Es por eso que este elemento de diseño se ha transformado en la oficina virtual de atención al cliente y en el punto de referencia para pensar a la empresa. Lo del punto de referencia es muy importante: para pensar en algo necesitamos un soporte material del cual partir: antes lo eran los edificios, ahora lo son los sitios Web. De tanto visitar el sitio y de tanto recurrir a él, el público considera que es ahí donde se forja con mayor fortaleza la idea de la empresa y es a partir de lo que allí ve que piensa a la compañía. Es por eso que este elemento es de tanta importancia, porque se ha convertido en la cara de la compañía ante el público.

Presencia en el mercado: para que una empresa tenga una buena posición en el mercado que opera es necesario que sea conocida entre los integrantes de su grupo meta (conjunto de personas a las que están dirigidas los productos o servicios de una empresa). Ahora bien, existe lo que se llama "publicidad dirigida" que consiste en hacer publicidad en medios en los que estén interesadas de mayor medida las personas a las que una empresa apunta: una revista, un programa de televisión, etc. No obstante, Internet se ha convertido en una herramienta todopoderosa a la que todos acuden en busca de casi todo y es por eso tan atractiva. Sea cual sea su rubro, los integrantes de su grupo meta utilizan Internet cotidianamente y si usted logra ubicarse bien aquí, se colocará bien en el mercado real. Es decir, tener un buen lugar en la Web quiere decir tener un buen diseño y estar bien ubicado en los buscadores. Si se combina estas dos cosas, difícilmente pueda una empresa pasar desapercibida por los integrantes de su grupo meta.


Visita nuestras páginas amigas

graphic design

design for medicine

designers for hire

http://www.designhelponline.com

American design